ARTISTAS, DERECHO

Los honorarios de los abogados de arte

La precariedad laboral hunde sus raíces en el mercado del arte. Si ya se decía que algunos artistas están mal pagados, prepárate para descubrir que sus abogados también lo están. Prueba de ello es que solo los grandes despachos de abogados se pueden permitir un departamento de arte.

En este post ahondamos en el conocimiento de los honorarios del abogado de arte y de los principales despachos de abogados de arte en España.

El contrato privado de mandato es el origen de la representación política, y también es el germen de la representación jurídica que vincula al abogado con el artista y que determina las condiciones de su relación.

El término «honorario» se refiere a la remuneración que percibe el mandatario del mandante, por considerarse la misma originariamente un estipendio de honor otorgado graciosamente por quien recibe los servicios y no como consecuencia de una obligación de pago jurídicamente exigible.

Y es que el mandato, en la tradición romana, era un contrato esencialmente gratuito, siendo esta nota la que lo diferenciaba del arrendamiento de servicios.

Desaparecido en el derecho moderno el carácter esencial de gratuidad del mandato, el término «honorario» se refiere más bien a la remuneración que perciben algunos profesionales por la prestación de sus servicios, siendo definido por el Diccionario de la Real Academia Española como Estipendio o sueldo que se da a uno por su trabajo en algún arte liberal.

“A falta de pacto en contrario, el mandato se supone gratuito. Esto no obstante, si el mandatario tiene por ocupación el desempeño de servicios de la especie a que se refiere el mandato, se presume la obligación de retribuirlo”.

Artículo 1711 del Código Civil

Esta definición obedece a dos características habituales del trabajo desempeñado en el ejercicio de un arte liberal. La primera es que suele desenvolverse en el marco de un mandato. Y la segunda es que los servicios prestados son normalmente de difícil valoración económica. ¿Qué valor tiene para un artista que un abogado se entreviste con un galerista para negociar las condiciones de una posible exposición? ¿Qué valor tiene para un artista que un abogado hable de su obra a sus clientes?

Los honorarios de los abogados son los que libremente acuerden las partes, desde que la Ley 7/1997, de 14 de abril, de medidas liberalizadoras en materia de suelo y de Colegios profesionales suprimiera la facultad de los Colegios Profesionales de Abogados de fijar honorarios mínimos obligatorios, pudiendo hacerlo a lo sumo con carácter orientativo.

En la práctica, los abogados de arte que se establecen por su cuenta encuentran gran dificultad en obtener remuneración por los servicios prestados en favor de artistas y galeristas, puesto que se vincula a la comisión que grava la compraventa de obras de arte. Sin ventas, no hay ingresos, lo que termina por convertir la labor de los abogados de arte emergentes en un trabajo benévolo.

«El trabajo benévolo se realiza por razones de simpatía, ayuda o caridad, sin fines lucrativos y sin vinculación»

En la actualidad, Garrigues, Uría Menéndez, Cuatrecasas y Ramon y Cajal Abogados son los principales Despachos de Abogados en España que cuentan con un Departamento de Arte.

¿Conoces a algún Abogado de Arte destacado en tu ciudad?

Posts relacionados

Añadir comentario

Newsletter