ARTISTAS, ENTREVISTAS

Entrevista a Richard Le Manz

Richard Le Manz es un artista que concibe la fotografía como el lenguaje por el que expresa sus sentimientos, ideas e inquietudes. En su entrevista para The Biombo nos habla de sus proyectos fotográficos más solidarios, de su amor por la naturaleza y de su sed de conocimiento.

1.- Te gusta mezclar la fotografía de paisaje y la conceptual para tejer historias reales o imaginarias. ¿Qué es para ti la fotografía?

La fotografía es mi medio de expresión artística. Es el lenguaje por el que expreso mis sentimientos, ideas e inquietudes.

Historias reales e imaginarias, visión exterior pero también interior. Comencé en la fotografía de paisaje, de viaje, pero pronto comprendí la fotografía esencial no solo como medio para transmitir la belleza, sino también para reflexionar sobre los problemas sociales y medioambientales que amenazan nuestro planeta. Sentí la necesidad de contar, de traspasar esas fronteras entre mi mundo interior y el exterior, tratando de responder a mis propias preguntas y planteándolas también al espectador.

2.- Para ampliar horizontes, es imprescindible viajar y conocer otras culturas, y tú has visitado más de 30 países. ¿Cuáles han sido las experiencias fotográficas que más te han impresionado?  

Mis viajes siempre han estado enfocados a buscar la naturaleza más espectacular y las culturas más diferentes a la nuestra. Todos y cada uno de ellos son irrepetibles. Si tuviera que elegir alguno me quedaría con África. Namibia o Madagascar son lugares donde el tiempo y el espacio adquieren un nuevo significado.

Los viajes y el conocimiento, como comentas,  me han dado esos horizontes, esa apertura de mente y un fuerte compromiso con la defensa de lo natural. Si lo que quieres es comprender, expresarte, tienes que buscar dentro de ti, pero con todo lo que has visto fuera.

3.- Has sido el principal impulsor del proyecto solidario www.nepalwillriseagain.com de ayuda a las víctimas del terremoto ocurrido en Nepal en 2015. ¿De qué manera contribuiste con tu fotografía a la reconstrucción del país?

En 2015 estaba preparando mi primera exposición individual sobre las montañas del Himalaya y de repente ocurrió el terrible terremoto que asoló el país. Aquella exposición se convirtió en un proyecto fotográfico solidario de ayuda a las víctimas. Fueron casi 2 años de trabajo, varios viajes a Nepal, diversos eventos y numerosas exposiciones en diferentes localidades de Castilla y León, incluso en Katmandú, y un documental de la situación del país. Con todo ello conseguimos recaudar fondos suficientes para reconstruir un colegio en la zona de epicentro del terremoto, en la región de Gorka. Disfrutar de la alegría de los niños en su nuevo colegio fue uno de los momentos más gratificantes de mi vida.

Pudiera decirse que este proyecto fue el punto de inflexión en mi trabajo artístico. Fue el momento en que planteé que mi trabajo artístico no solo se orientara a mostrar la belleza, sino también a interactuar con los problemas sociales y ambientales. Una fotografía con mensaje, más comprometida, enfocada a la inteligencia y conciencia del espectador.

4.- “Poesía gastronómica” te hizo recibir diferentes galardones y es un homenaje a la Capitalidad Gastronómica de España que ostentó la ciudad de León en 2018. Una serie de fotografías que es un orgullo para los amantes de la buena gastronomía de Castilla y León. ¿Piensas que tenemos en nuestra comunidad un tesoro que hay que mostrar más?

El proyecto “Poesía gastronómica” fue de mis primeras incursiones en el mundo del objeto como medio de expresión. Utilizando los elementos gastronómicos, quise bañarlos con un significado mucho más profundo que el del propio elemento.

Quería incluir en las fotografías precisamente ese mensaje, el gran tesoro que supone esta magnífica gastronomía. Nuestra comunidad tiene muchos tesoros, una naturaleza sublime de la cual presumimos poco y una gastronomía como ninguna en el mundo. Creo que en este aspecto somos demasiado humildes y entre todos debemos ponerla en valor.

5.- En tu proyecto fotográfico “Metáforas de ciudades” haces una crítica a la despersonalización de las ciudades, que no han tenido suficientemente en cuenta las cuestiones sociales en su desarrollo. ¿Crees que el nuevo modelo de producción y consumo propuesto en la Agenda de Desarrollo Sostenible 2030 de la ONU es más responsable y conciliador del interés general?

El proyecto “Metáforas de ciudades” surgió observando una bella fotografía de skyline de gran ciudad y la contraposición de esa belleza con la vida de las personas dentro de esas ciudades, como ratoneras humanas. Cuando las personas necesitamos respirar, encontrar nuestro equilibrio, nos dirigimos al mundo natural. Las ciudades deberían de ser humanas y no atentar contra ese mundo.

Los modelos propuestos por la ONU sobre la producción y consumo sostenible, fomentando el uso eficiente de los recursos y la energía, la construcción  de infraestructura que no dañen el medio ambiente,  etc.. me parecen imprescindibles y también que el papel lo aguanta todo. Necesitamos poner encima de la mesa nuestra propia responsabilidad individual para contribuir a ello, cada uno desde el papel que ocupamos en la sociedad.

6.- En tu estilo se aprecia mucho la “filografía”, ya que persigues filosofar con imágenes, conmoviendo a la humanidad que todos llevamos dentro. ¿Cuál es la filosofía de desarrollo sostenible que reflejas en tu proyecto “Hábitat, más allá de la fotografía”?

Hábitat, trata sobre la responsabilidad del automóvil y su forma de uso en la contaminación del planeta.

El automóvil, según la agencia europea del medio ambiente, es el responsable del 72 % de la contaminación producida por el transporte. “Hábitat” busca una nueva aproximación visual a este problema explorando la relación entre el desarrollo y el mundo natural.

Mediante la combinación de elementos internos del motor de explosión (el corazón del motor), como son válvulas de admisión y escape, bujías, árboles de levas, cadenas de distribución, correas, etc., con elementos cotidianos de la naturaleza, se crean escenarios y metáforas visuales donde nada es lo que parece. Los elementos adquieren un significado diferente y a veces completamente opuesto para el cual fueron creados.

Se invita al espectador a la reflexión sobre la relación entre el automóvil y el medio ambiente, la polución, los hábitos de movilidad y nuestros valores al respecto del mismo.

7.- “En nuestras manos” planteas que tenemos en nosotros mismos la solución a los problemas medioambientales. ¿Qué medidas podemos adoptar a nivel individual para conservar el medio ambiente?

“En nuestras manos” reflexiono sobre la responsabilidad individual de protección del medio ambiente. El futuro de la naturaleza, del planeta, está en nuestras manos.

Lo estamos viendo estos días de crisis. A la naturaleza no le ocurre nada y es el hombre quien ha venido a interrumpir su normal devenir. La naturaleza sin nuestra presión se regenera y recupera espacios invadidos.

Está en nuestras manos, en nuestros comportamientos, en nuestra relación con ella nos va la vida. Sin duda, debemos de reclamar a los gobernantes acciones para esta protección, pero al igual que en esta crisis del COVID 19, sin la responsabilidad y participación de todos no podemos tener solución. Todos tenemos una responsabilidad que afrontar, conocer, respetar y cuidar de nuestro medio ambiente.

8.-. “Instante decisivo” es una crítica a la inacción en la lucha contra el cambio climático, que se aprecia en la ausencia de compromiso político global por parte de las grandes potencias contaminantes. Además, has incorporado en este proyecto una serie de fotografías que reflexionan sobre la obligada reclusión que pesa sobre nosotros en la lucha contra la contaminación para la salud humana que produce el COVID-19. ¿Piensas que la paralización de toda actividad humana es una situación extrema que podría volverse cíclica ante la imposibilidad de reducir la contaminación por otros medios?

En el proyecto “Instante Decisivo” ya llevo trabajando algún tiempo y a raíz de la situación del COVID-19 quise hacer pública alguna de las fotografías del mismo.

El proyecto recoge el título del famoso concepto fotográfico de Henri Cartier-Bresson, pero seguro que el propio Bresson jamás hubiera podido imaginar que el concepto sería aplicable a la situación del planeta.

La teoría de que la naturaleza se ha revelado ante el daño que durante estos años le hemos propinado, no me causa ninguna sorpresa. El ser humano es el mayor patógeno para la naturaleza y para el mismo.

No sé si esto se volverá cíclico o no. Me gustaría pensar que seremos capaces de revertir la situación, nos va la vida en ello, aunque no soy muy optimista. Siempre se imponen otro tipo de intereses, políticos o económicos.

9.- ¿Qué actividades creativas estás realizando durante este tiempo de confinamiento al que estamos sometidos por la crisis sanitaria actual?

El periodo de confinamiento es un buen momento para la reflexión y el pensamiento. La creación está basada precisamente en estos pilares, así que no hay excusa del tiempo para esa creatividad.

En mi práctica creativa cualquier elemento, cualquier objeto de mi entorno se convierte en un potencial mensajero.

10.- ¿Cuáles son las próximas obras en las que estás trabajando y dónde tendrán lugar tus próximas exposiciones?

Además de la serie “Instante Decisivo” estoy trabajando en un nuevo proyecto que he denominado “Otros Tiempos” que reflexiona sobre el paso del tiempo. Serán 60 diálogos con el tiempo, sobre el uso que hacemos los seres humanos de este bien tan escaso.

En cuanto a exposiciones, estoy trabajando para poder traer a nuestra región alguno de los proyectos que han sido estrenados fuera y aún no han podido verse en España.

Muchas gracias por concederme esta entrevista para The Biombo. Deseo que sigas cosechando muchos éxitos en tu carrera como artista.

Posts relacionados

Añadir comentario

Newsletter